viernes 24 de noviembre, 2017

Duhalde: “Néstor me dijo que Cristina era bipolar”.

Comentarios desactivados en Duhalde: “Néstor me dijo que Cristina era bipolar”.

La ciencia afirma que la bipolaridad se da más en mujeres que en hombres.

Duhalde: “Néstor me dijo que Cristina era bipolar”.

“Yo creí en Néstor Kirchner, pero después me decepcionó”, dice Eduardo Duhalde con un dejo de amargura. “Y eso que no le pedí nada a cambio”, recuerda casi 12 años después de las elecciones presidenciales de 2003 que marcaron el inicio de la era kirchnerista.

El dirigente bonaerense rememora -en diálogo con Infobae– la época en que impulsó, más por oposición a Carlos Menem que por gusto personal, la candidatura del entonces ignoto gobernador de Santa Cruz. Y el repaso de los hechos desembocará en la revelación de las razones que provocaron el quiebre de una relación que nació por conveniencia electoral y se evaporó al calor de la política.

-¿Qué lo decepcionó de Néstor Kirchner?

-Qué va a ser… Después de un año y medio del triste ‘Que se vayan todos’, recibió una Argentina en la que la gente votó y celebró la Democracia. Se encontró con un país creciendo al 7%, con un 3% de inflación y los famosos superávits gemelos

-Por lo que dice, se entiende que usted cree que hubo algo de ingratitud

-No, lo que siento es que lastimosamente se perdió un tiempo importante. De entrada tuvo una buena idea que fue dejar el equipo que yo había conformado, hasta que en 2006 creyó que podía ser el ministro de Economía… Desde ese momento hubo 13 funcionarios y ninguno ejerció, porque a todos los ponían pero hacían lo que querían con ellos. Y el país no resiste eso. Los políticos, como los periodistas, creen que saben de todo; en realidad sabemos un poquito de lo que nos interesa, pero en general no sabemos mucho de lo demás.

-¿Hubo un hecho puntual que profundizara las diferencias y provocara el distanciamiento?

-Todo se desencadenó por Cristina Kirchner: en el 2005, mi mujer, Chiche, se presentó como candidata a Senadora por la provincia de Buenos Aires. Y lo primero que hizo Cristina, al igual que otras 180 veces en todo este tiempo, fue decir que era un complot (de los Duhalde contra el Gobierno)

“Que mi mujer fuera candidata del PJ era un complot…”, reflexiona el ex Presidente con una sonrisa cargada de ironía. “Yo en ese momento estaba presidiendo el Mercosur y cuando me contaron que había dicho eso pensé que era una joda. Pero me lo hicieron escuchar y no lo podía creer”, dice y se muerde el labio inferior.

El contragolpe público de Duhalde resquebrajó definitivamente el vínculo: “Me preguntaron qué pensaba y dije que (Cristina) me daba pena. Ahí empezó todo el problema”. Ya nada fue igual.

Aunque el diálogo no se cortó de un día para el otro, la relación nunca se recuperó. “En un momento Néstor me ofreció que continuara en el Mercosur, pero ya estaba en medio la porquería que se había dicho y no se podía seguir”, repasa el hombre que hoy, desde el PJ disidente, propone armar una gran coalición electoral para impulsar a un candidato fuerte que desbanque al Frente para la Victoria en las elecciones de octubre.

-¿Cuándo fue la última vez que habló con los Kirchner?

-Con ella no… (piensa) yo no solía hablar con Cristina. Con él, lo que recuerdo fue cuando jugueteaba con el nombre del candidato para la elección de 2007 y decía que podía ser pingüino o pingüina. Entonces le comenté: “Néstor, no se te ocurrirá poner a Cristina…” Y me dijo que sí. Entonces le recordé: “Si vos me dijiste que es bipolar”.

-¿El ex Presidente le dijo eso a usted?

-Sí, un día en el sur: estaba en la casa de ellos y se armó un lío grande. Yo escuchaba que Cristina gritaba y gritaba, entonces Néstor apareció enojado. Le pregunté qué le pasaba y me dijo: “Es bipolar”. No es un menoscabo, es un problema de salud. Ella es una persona muy capacitada para el discurso, es brillante, siempre lo ha sido. Lo que no tiene es preparación para la toma de decisiones, porque nunca lo ha hecho. El que sabía era Kirchner, más allá de que uno pudiera estar o no de acuerdo. Ella decide según lo que le parece en el momento, pero así no se resuelve desde el Gobierno

La relación que nació por conveniencia se resquebrajó hasta mutar en una enemistad que se expresa -de uno y otro lado- hasta el día de hoy. ” En 2003 había tres candidatos: Menem, Kirchner y (Adolfo) Rodríguez Saá, que estaba mucho mejor posicionado (que Néstor) y era en verdad el candidato que yo quería apoyar; pero estaba enojado y no quiso, se bajó “, admite Duhalde 12 años después. Nunca creyó en los Kirchner.

EL TRASTORNO ES MAS COMÚN EN MUJERES QUE EN HOMBRES

El trastorno bipolar es una enfermedad mental que representa un reto importante en estos tiempos. Provoca alteraciones del ánimo que impactan en las actividades de la vida cotidiana. Tiene cura pero el foco debe estar puesto en la detección temprana.

Según datos de la Organización Mundial de la Salud, la prevalencia mundial del trastorno bipolar está entre 1% y 2%, pero podría llegar hasta un 6%. Se trata de la sexta causa principal de discapacidad en el mundo.

Sin embargo, la apuesta para el futuro es la aceptación del trastorno bipolar como una condición médica, así como lo son la diabetes y las enfermedades del corazón. El estigma asociado a la enfermedad muchas veces es una barrera a la atención y sigue impidiendo el diagnóstico precoz y un tratamiento eficaz.

“Se trata mucho más que de una alteración del ánimo. Conlleva alteraciones en la salud física y en el rendimiento académico, laboral y social”, asegura a Infobae el doctor Gustavo Vázquez, médico psiquiatra y director del Centro de Investigación en Neurociencia y Neuropsicología de la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad de Palermo.

Además, señala que no es un trastorno que afecta a todos por igual. “Hasta hace algunos años se decía que el trastorno bipolar afectaba por igual a hombres y mujeres, en una proporción de 1 a 1, mientras que, clásicamente, la depresión unipolar afecta más a las mujeres que a los hombres, en una relación de 2 a 1. Sin embargo, las últimas investigaciones indican que en trastorno bipolar también habría una relación de 2 a 1 a favor de las mujeres, especialmente en las formas bipolar II o en la forma NOS (o TB no especificado), que son los subtipos de trastornos bipolares donde habría un componente depresivo más importante”.

¿Por qué más sufren más ellas?

“Las fases depresivas son las más predominantes en esta enfermedad, tanto en cuadros de inicio como a lo largo de toda la evolución del trastorno, y generalmente las mujeres son las más afectadas, en comparación con los hombres, porque su depresión es mayor”.

Respecto al rango de edad, preocupan algunas cifras porque se trata de una enfermedad que afecta sobre todo a personas jóvenes.

Síntomas de alerta

Según indica el especialista, hay ciertos indicios puntuales para acudir a una consulta médica.

“Todo cuadro depresivo que implica cansancio, desgano, angustias, sentimientos de desvalorización entre otros, merece consulta y atención especializada, y podría representar el inicio de un trastorno bipolar”.

-Aparición de un período con síntomas de euforia o exaltación anímica.

-Insomnio, aceleración del pensamiento, conductas riesgosas, o incluso ideas delirantes o alucinaciones, podrían constituir a su vez un episodio de hipomanía o manía bipolar.

-En algunos casos se pueden encontrar ambos grupos de síntomas en el mismo paciente y al mismo tiempo, representando lo que se conoce como cuadros “mixtos”, es decir, con síntomas de ambos polos durante el mismo período.

Tratamiento

Los tratamientos efectivos se dividen en psicoterapéuticos (psicoterapia cognitiva conductual y psicoeducación) y psicofarmacológicos (fundamentalmente los estabilizantes del ánimo), y usualmente cuando se aplican combinados logran conducir a los mejores resultados terapéuticos.

Por su parte el mundo entero pone la mira en este día para no estigmatizar al enfermo desde el plano social y para conseguir mejores tratamientos desde el plano médico con esfuerzos para investigar las causas biológicas, objetivos para el tratamiento de drogas, mejores métodos de diagnóstico, apuntar a los componentes genéticos de la enfermedad, y a las estrategias para una buena vida con trastorno bipolar.

La Sociedad Internacional del Trastorno Bipolar está comprometida con esta meta y su fundador y presidente, Muffy Walker, compartió un mensaje a través de su página web.

“Como dijo Martin Luther King, tengo un sueño que un día nuestras naciones se levantarán, y crearán a todos los hombres iguales. Y yo tengo un sueño, que mi hijo, que ha vivido la mayor parte de su vida con el trastorno bipolar, un día vivirá en una nación en donde no será juzgado por su enfermedad, sino más bien por el contenido de su carácter. Yo creo que el Día Mundial Bipolar ayudará a conducir mi sueño hacia un buen puerto”. (Fuente Infobae)

ADNbaires/

Los comentarios están cerrados.