miércoles 22 de noviembre, 2017

Gobernadores del PJ en “pie de guerra” con Macri.

Comentarios desactivados en Gobernadores del PJ en “pie de guerra” con Macri.

Reacción de los mandatarios provinciales ante opiniones del Presidente.

Gobernadores del PJ en “pie de guerra” con Macri.

Del peronista más cercano, Juan Schiaretti, al menos querido, Gildo Insfrán. En 24 horas, Mauricio Macri sembró tormentas con dos caciques del PJ a los que reprochó por sus gestiones y recibió, como respuesta, un puñado de correcciones y quejas.

Schiaretti e Insfrán, distantes entre sí, comparten el conglomerado de jefes peronistas que ponen en juego, cada uno con su libreto, el dominio de sus territorios. Sobre ambos, Macri descargó lluvia ácida. El martes se enfocó en “El Gildo”, como lo llamó durante un reportaje con un canal formoseño, le pidió que adhiera a la Ley Pyme que baja impuestos y que coordine con Patricia Bullrich, además de enumerar un puñado de obras que, dijo, hace el Gobierno nacional.

Con Schiaretti, el gobernador PJ con quien tiene diálogo, fue más duro: viajó a Córdoba, le reclamó que baje el impuesto a los Ingresos Brutos y, además, sentó a su lado durante un acto oficial a Héctor “Coneja” Baldassi, el candidato a primer diputado de Cambiemos por Córdoba.

Ese dato tensó al gobernador que, según confiaron en Córdoba, tenía previsto que ese sitio lo ocupara la ministra de Desarrollo Social, Carolina Stanley. “Lo trajeron a Baldassi en el avión presidencial, con lo que hicieron un acto político” dijeron a Clarín desde el entorno a Schiaretti.

El cordobés fue, ayer, un poco más lejos: acusó a Macri de decir “cosas que no son verdad” y aseguró, citando datos y comparativos, que “los impuestos a los Ingresos Brutos más altos” se registran en “los distritos que gobierna Cambiemos”.

Ayer, en Casa Rosada quitaron dramatismo al cruce con el cordobés, uno de los peronistas que jugó más cerca del gobierno en temas sensibles. El caso emblema: fue, junto a Juan Manuel Urtubey y Domingo Peppo, quien empujó un contraproyecto de Ganancias. “Mauricio quiera ganar sí o sí en Córdoba”, dicen en el PRO y suman dos motivos: porque allí, en el balotaje de 2015 sacó más de 70 puntos, y porque la provincia integra el eje clave, junto a Santa Fe, Capital y Buenos Aires que operan como sensores de poder.

En Casa Rosada y en Córdoba miran números similares que anticipan un escenario reñido. Las encuestas proyectan un empate técnico, pero hay elementos que pueden jugar: Schiaretti puso a su vice, Marín Llaryora, como candidato -que mide bien- y la imagen de su gestión está mejor que la de Macri. El PJ cordobés acusa a Baldassi de “ser un porteño” y lo ponen en el dilema de tener que decidir, en el Congreso, entre su pertenencia al PRO y la defensa de la provincia. Como antes con Cristina de Kirchner en el poder, ahora Schiaretti apuesta al cordobesism

Los gobernadores del PJ se distancian de Macri en el arranque de la campaña
 Los gobernadores peronistas Juan Urtubey (Salta), Sergio Uñac (San Juan), Juan Manzur (Tucumán) y Gildo Insfrán (Formosa) 

El tironeo con Insfrán es de otro calibre. Aunque el gobernador peronista suele almorzar con Rogelio Frigerio, Macri lo pone en lo que con ironía llaman “el eje del mal”: los mandatarios peronistas que son críticos y opositores a Cambiemos.

El martes, en una entrevista con un canal de Formosa, Macri invitó a los formoseños a “sumarse al cambio” y citó una larga lista de obras públicas que, dijo, impulsa la Nación.

Ayer Insfrán le respondió con una carta pública en la que acusa al presidente de mentir: señala que los dichos del presidente respecto a “poner en marcha” son “una falsedad” porque todas las obras se “licitaron e iniciaron con el gobierno anterior”.

Anoche, en un acto en el interior de la provincia, Insfrán volvió a retrucar a Macri. El gobernador de Formosa se enfocó en desmentir cada una de las afirmación del presidente. Ayer, desde el Ministerio de Interior, apareció una réplica: en una nota interna indican que aunque muchas obras comenzaron durante la gestión anterior, en estos meses avanzaron hasta casi completarse.

Desde otras provincias brotan, además, tensiones. Tucumán donde gobierna Juan Manzur y Chubut de Mario Das Neves aparecen como escenarios de tensión, porque la rispidez que hay entre esos gobernadores y Macri se potenciará en tiempo de campaña. (Fuente Clarin///Foto principal: Schiaretti con Macri)

ADNbaires/

Los comentarios están cerrados.